La lactancia materna es el mejor comienzo en la vida de tu bebé. Le aporta importantes nutrientes y anticuerpos y además le hace sentirse más cerca de la madre.

Consejos para dar el pecho:
Ten alguna ayuda: si puedes pide a tu pareja, madre o amiga que le ayude con la compra y las tareas de la casa durante las primeras semanas hasta que tengas establecido el ritmo de lactancia.
Ponte cómoda: elige una silla cómoda, sillón o la cama, el sitio donde estés más cómoda.
Estate preparada: para evitar interrupciones durante la toma, ten cerca un babero o una toalla, algo para beber y una almohada para sujetar tu espalda y tus brazos.
Manten una dieta equilibrada: las mujeres que dan el pecho suelen tener más sed. El agua es el mejor líquido para el cuerpo pero también es recomendable tomar sopas, zumos de frutas y leche. Ayudan a tener un mayor flujo de leche.
Disfruta del momento: es una gran oportunidad para que disfruteis el uno del otro. Habla a tu bebé, cantale una canción y acariciale.

Duración y frecuencia de las tomas:
La duración de las tomas va a variar mucho, a veces, el bebé succionará solo durante cinco minutos y en otras durante 40minutos. Cuando duran tanto normalmente será que no está succionando todo el rato porque se haya quedado dormido por ejemplo. Cuando pase estó intente que se despierte con pequeños toquecitos, cambiándole de posición o cambiándole al otro pecho.
Normalmente suelen alimentarse cada 2 o 3 horas durante las primeras semanas. Pasadas estas semanas cada bebé desarrolla su propio horario dependiendo de su ritmo de crecimiento y del apetito de cada niño.

¿Cómo puedo conservar la leche materna?

Como hemos dicho la lactancia materna es la mejor alimentación para su bebé pero hay veces que la madre no puede dar el pecho a su bebe y una buena opción es guardar la leche materna para que otra persona pueda dársela al bebé. Bien porque la succión no se realice bien y la lactancia no sea una experiencia agradable para la madre, o la madre tiene que ausentarse algún día puntual, o bien porque se reincorpore al trabajo etc. en muchas ocasiones nos será de gran ayuda tener leche congelada para preparar los biberones.
Pero ¿cómo debemos conservar la leche?
– antes de extraer lave bien sus manos y asegures que todo el equipo que utiliza esté bien lavado (estractor, recipiente para almacenar etc)
– extraiga aproximadamente la cantidad que el bebé toma en cada toma
– cierre y etiquete con la fecha el envase donde conserva su leche
– conserve en la nevera en la zona más fría, nunca en la puerta. Puede conservarse 48horas como máximo
– en el congelador lo podemos conservar durante 3 meses. Para descongelarla póngala en la nevera la noche anterior o utilice el agua caliente para descongelarla en el momento.
– para calentar la leche utilice un calienta biberones o caliente al baño maría.
– deseche el resto de leche que sobre de cada toma

 

La alimentación materna durante los primeros seis meses da a tu bebé una excelente fortaleza. Si dejas de darle el pecho o de extraer tu leche puedes utilizar leche en polvo preparada para tu bebé.

Si tienes cualquier duda sobre la lactancia materna no dudes en preguntarnos dejando un comentario en el blog y te ayudaremos encantadas.

COMPARTIR

48 replies on “LACTANCIA MATERNA

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *